La Casa Blanca continua su particular cruzada contra la industria del videojuego. El presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, tuvo una reunión con varios representantes de la industria en el páis.

 
Durante la reunión se mostró el video que mostramos en la noticia. “Esto es violento, ¿cierto?”, comentó el neoyorquino. Parece que toda la casa blanca está buscando sacar tajada de los videojuegos amenazando con importantes regulaciones.

 

 

La Casa Blanca expuso el siguiente comunicado sobre la reunión que ha sido recogido por el portal Polygon.

 

La reunión se centró en si los videojuegos violentos, incluidos aquellos que simulan gráficamente un asesinato, insensibilizan a nuestra comunidad ante la violencia.

 

El presidente de EE.UU volvió a insistir en la existencia de estudios donde se han hallado una correlación entre violencia en estos productos de entretenimiento y violencia real. La industria lo niega y hace referencia a otros tantos estudios que desmienten esas afirmaciones.

 

 

La IGDA (International Game Developers Association), una entidad no presente en la convocatoria del ejecutivo, ha cargado duramente contra estas acusaciones en Twitter.

 

Los videojuegos no pueden ser usados como un chivo expiatorio. La cosa está clara: ningún estudio ha logrado encontrar una relación casual entre violencia y videojuegos. Seguir en este camino es rechazar las restricciones razonables de acceso a las armas que los estadounidenses quieren y desean.

 

 

Publicar Respuesta


Webs Amigas

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies